XLIII Llotja de l´Automòbil i la Moto Antiga a Sils

Valora este artículo
(3 votos)

Al finalizar la Llotja y a medida que salían sus visitantes sus comentarios eran muy favorables sobre este emplazamiento, el 2022 nos ha consolidado el camino a seguir.

banner-miclasico.gif

4-5 junio, Sils, Girona

De nuevo emplazamos a expositores y visitantes en el antiguo espacio histórico de la Llotja de Sils, en el aparcamiento de la Estación de Ferrocarril en la localidad de Sils. Un espacio en el que los visitantes se encuentran más a gusto, algunos dicen que más humano, sobre todo por su proximidad al centro del pueblo, por su facilidad en encontrar a los expositores o por las zonas de árboles y picnic que se encuentran en este abierto espacio en el centro de la localidad y muy cercano de la Iglesia del pueblo y al lado de la zona de reserva natural de “Els Estanys”.

Las numerosas solicitudes de registro para exponer en la Llotja, nos daban una idea amplia del perfil que tendríamos en la edición de este año, pues prácticamente colgamos el cartel de “lleno” a medianos de mayo y nos supo mal tener que decir que no a muchos expositores. El sábado amaneció nublado y fue un presagio del primer día realmente caluroso del año. Domingo con mucho sol y muchísimo calor. La asistencia estimada por la Policía Municipal fue de unos 12.500 visitantes. Desde la CASC, muchas gracias a todos ellos. En esta edición sí que hubo sombrero, de banda blanca con las letras de XLIII Llotja de Sils en rojo.

Como era de esperar, los principales expositores españoles asistieron a la Llotja, por tanto, pudimos saludar de nuevo a viejos amigos que desde 2019, no habíamos visto. En total, 165 expositores. Entre la participación internacional nos encontramos con muchos expositores nuevos y unos productos que por ahora no habíamos tenido ocasión de ofrecer a nuestros visitantes. Sin duda la participación internacional más nutrida fue la francesa con más de 25 expositores a los que deberíamos añadir a los italianos e ingleses.

De nuevo los servicios de Bar en esta ocasión gestionados por la entidad cultural deportiva “Athletic Silenc” atendieron perfectamente a nuestros visitantes, los cuales de dispusieron de amplios espacios de descanso. A lo largo de los 1.150 metros lineales de exposición pudimos ver cosas magnificas. Que abarcaban desde Norton a Bultaco pasando por Velosolex. Motocicletas muchas de prestigio sin restaurar o restauradas y que muchas fueron cambiando de propietario a medida que pasaban las horas. Otro detalle que va tomando protagonismo en Sils, es la especialización, por primera vez nos encontramos con expositores super especializados en una marca o en temas de automobilia de colección.

Pese a que los automóviles no están muy representados en Sils, al tratarse de una feria de solo 18 horas, sí que pudimos ver a la venta ejemplares de gran prestigio como un Opel Manta 400 Gr. B o franceses de la década de los 30 o ingleses descapotables o un Biscuter Pegasin que se vendió a las pocas horas. Como observamos la profesionalidad cada vez más está focalizada. Los vendedores de libros, los de automobilia, maquetas y vehículos a escala, publicidad, herramientas antiguas o maquinaria industrial están dando un producto de alto nivel, lo que favorece al coleccionismo.

Al finalizar la Llotja y a medida que salían sus visitantes sus comentarios eran muy favorables sobre este emplazamiento, el 2022 nos ha consolidado el camino a seguir.

Nos vemos en Sils el 3 y 4 de junio de 2023.

Col.lecció d’Automòbils Salvador Claret

Artículos relacionados

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

banner-miclasico.gif

Últimos comentarios