Jueves, 30 Marzo 2017 16:38

Los Opel de Don Paco

Valora este artículo
(4 votos)

Hace ya algunos años, concretamente en junio de 2012 Don Francisco Domínguez Hernández tuvo la gentileza de enseñarnos su garage clásico en esta revista (Autofoto nº 190), el tiempo pasa, y su colección ha tenido algunos cambios, pocos pero muy significativos.

clasico-todo-riesgo.gif

 

Unas buenas adquisiciones han ampliado su inventario, y hoy vamos a detallar un par de ellas, que con la misma ilusión de siempre, las ha rescatado del olvido, dándoles la oportunidad de poder lucir mejor que antaño, cuando eran lo último en su segmento de ventas. En próximos números, cuando don Paco acabe de restaurar unos trabajillos que tiene pendientes, publicaremos un amplio reportaje de su hermoso parque clásico.

Hoy nos vamos a centrar en dos Opel Kadett y empezaremos por un “A” coupé 2p de 1963. Recordemos que la aparición de este modelo fue en 1936, parando su producción a consecuencia de la guerra en 1941. Hubo que esperar hasta 1962, cuando reapareció en varias versiones (A, B, C, D, E) hasta 1991, bajo el mandato de GM Detroit USA, y desarrollado por el equipo de diseñadores Germanos, como el perfecto “anti-VW”. Tuvo una producción de 650.000 unidades en varias versiones, hasta 1965, con un motor de 4 cilindros, 993cc y 40cv.

Rescatado de un garaje y esperando por una restauración que nunca llegaba, nuestro protagonista sopesó su estado, tiempo de restauración, gastos estimados y posibles sorpresas de última hora. Aún con todo esto, creyó oportuno adquirirlo y empezar a trabajar en este relativamente escaso clásico popular.

Lo saneó íntegramente, desde el chasis hasta el último de sus tornillos, pasando después a la amortiguación, motor, electricidad, tapicería y una pintura original de la época (burdeos y techo negro) y al cabo de dos años, luce como salido de fábrica.

Ya puestos con estos Kadett, llega a oídos de Don Paco que en un descampado había un “E” LS coupé de 1967. Siguiendo la inercia de esta afición y negociada su compra, se pone manos a la obra, restaurando los dos a un tiempo. El segundo estaba menos deteriorado, pero un buen trabajo lleva bastante laboriosidad y detalles que se reflejan en su terminación, esta vez contando con la ayuda de su hija Mónica, que además, busca y determina el color definitivo.

Con una carrocería y motor más grande (4 cl, 1078cc), con su parte posterior plana e inclinada y más espacio en el interior, daba un aire más dinámico y un diseño más deportivo. Este modelo obtuvo bastante aceptación y un éxito de ventas en todas sus versiones, se fabricaron 2’6 millones desde 1967 al 70, marcando una época dorada para Opel.

Don Paco disfruta de cada uno de ellos en paseos y exposiciones, explicando a quien se lo pida todos y cada uno de los pasos dados en la rehabilitación de sus Kadett, tal como yo he disfrutado al hacer este humilde reconocimiento a su labor, dándole las gracias por dedicarnos un poco de su tiempo y oyendo las palabras de un maestro con más de 50 años de experiencia en la mecánica.

Lorenzo Suárez Dorta

Artículos relacionados

Modificado por última vez en Jueves, 30 Marzo 2017 16:49

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

clasico-todo-riesgo.gif