Reportar comentario

Es cierto lo que dice Eusebio, porque expresiones para denominarlo hubo muchas, y definiciones más aun, saliéndose, incluso, del tiesto. Pero hay muchos errores en cuanto a la definición del "haiga", porque se confunden "fotingos" con "haigas", y estamos hablando de épocas distintas. Probablemente hubiera "haigas" procedentes de "fotingos", pero aquí, por ejemplo, se le ha atribuido a un Seat 1400 C el título de "haiga", cuando no es así. Un coche de 1960 no puede ser nunca un "haiga". El "haiga" obedece a una fecha concreta que termina, máximo, en 1952. Por eso, buena parte de los vehículos cubanos, matriculados a partir de ese año, no fueron "haigas".